Slide frabricantes de alumbrado publico, Carandini, cumplen 100 años

Hace cien años

A primeros del siglo XX, antes incluso de las grandes guerras, los hermanos Giulio y Carlo Carandini viajaban por Europa suministrando proyectores de cine a los teatros de las grandes ciudades. Ensamblaban los aparatos en su taller, y con ellos acercaban, literalmente, la ilusión y la luz a miles de personas que asistían admiradas a las primeras sesiones de cine en las principales ciudades europeas.

Creían en una Europa moderna, en la que todos pudieran disfrutar de los beneficios de la tecnología. Les movía la pasión por el progreso, que los llevó a descubrir las culturas y las gentes de muchos países. En España conocieron un país que pedía la luz. La vida de nuestras ciudades no brillaba igual que la de otras capitales europeas. Y eso movió a los hermanos a aplicar sus conocimientos previos en lentes y lámparas de los proyectores de cine, y fabricar de los primeros diseños de luminarias eléctricas del mercado, creando soluciones de iluminación pública.

Más tarde, cuando Barcelona se preparaba para la Exposición Universal de 1929, Giulio y Carlo ayudaron a que la ciudad luciera como nunca. Así nació y se estableció nuestra compañía, en el corazón de la ciudad de Barcelona y así fue como su apellido se arraigó hasta convertirse en sinónimo de la luz que hoy nos acompaña en las calles.

Valencia. Plaza del ayuntamiento iluminado por Carandini.

Concesionario Renault Madrid. Carandini lo ilumina.

Barcelona. Nave industrial de La Maquinista
(MTM) iluminada por Carandini.

Slide Carandini en los años sesenta Hace cincuenta años En los años sesenta, con el desarrollo industrial y la tecnología de la época, se crearon nuevas y más eficaces luminarias. Pudimos llevar la luz a las primeras autopistas y centrales petroquímicas y, más tarde, a los grandes conglomerados industriales de todo el país. Ayudamos decisivamente al progreso. Y aquello marcó un hito en nuestra historia. Nuestra exigencia por el producto superaba la de las normativas. Nos esforzamos por lograr una calidad total, mucho antes de que el concepto se popularizara.
Cuarenta años después, aquellas luminarias seguían funcionando como el primer día. Instaladores, contratistas y municipios celebraban las soluciones de Carandini y las recomendaban en confianza como sinónimo de solución eficaz, fiable y duradera.

Slide un buen alumbrado electrico hace posible que peatones, ciclistas y conductores se muevan fácilmente y con total seguridad Hoy Hoy Carandini diseña y fabrica soluciones de iluminación técnica, energéticamente eficientes, respetuosas con el medio ambiente y preparadas para conectarse a las plataformas de gestión y formar parte de las ciudades del futuro. Nuestros sistemas recogen y analizan datos que ayudan a tomar decisiones inteligentes, decisiones para las ciudades y en última instancia, para las personas. El mundo ha cambiado, pero nuestra forma de entender las cosas no. Tras cien años de historia hemos mantenido la pasión por el progreso de Carlo y Giulio Carandini y su deseo de hacer fácil la vida de las personas, ofreciendo luz, seguridad y confort en sus actividades diarias.